Programa 19 – Nunca es tarde

Ir a descargar

Bienvenidos a Cree-crea_Radio

La semana pasada os hablaba de Lang Lang y de cómo a los 17 años se presentó su gran oportunidad que lo catapultó a la fama siendo considerado uno de los mejores pianistas del mundo.

Lang Lang descubrió su pasión a una edad muy temprana, pero eso no es lo habitual. La mayoría de las personas necesitamos ir descartando lo que no nos gusta para descubrir aquello que sí nos gusta. A lo largo de ese camino, casi sin darnos cuenta, nos vamos preparando para el éxito que llega cuando la preparación y la oportunidad se encuentran. Y, ¿sabes qué? La oportunidad puede llegar en cualquier momento independientemente de la edad que tengas.

En el libro “El elemento” de Ken Robinson encontramos varios ejemplos de personas que se dedicaron a su pasión a una edad más tardía:

Harriet Doerr sólo escribía por afición mientras sacaba adelante a su familia. A los 65 años decidió volver a la Universidad para licenciarse en Historia pero, con el tiempo, los cursos de escritura que había realizado habían mejorado su forma de escribir y por eso acabó matriculándose en el programa de Escritura Creativa de Standford. A los 70 años de edad, publicó su primera novela “Stones for Ibarra” y ganó el Premio Nacional del Libro, uno de los premios literarios más prestigiosos que se conceden en Estados Unidos.

Otro ejemplo es Paul Potts, el chico británico que se presentó al programa “Britain’s got talent” y que sorprendió a todos al interpretar la pieza de Puccini “Nessun dorma”. Siempre supo que tenía buena voz, por lo que había hecho cursos de canto, pero un accidente de moto segó su sueño de subir a un escenario y, en lugar de eso, se convirtió en vendedor de teléfonos móviles. Sin embargo, su oportunidad llegó con el concurso de televisión, lo ganó y a finales del 2007 sacó su primer álbum One Chance.

En el libro mencionan varios casos más, pero quiero compartir otro diferente que me llegó hace unos días. Si buscáis en internet a Harry Bernstein os aparecerá que era un escritor estadounidense nacido en el Reino Unido. Sin embargo, no empezó su primera novela hasta los 93 años. La terminó a los 96 y aún pudo escribir 3 novelas más antes de morir con 101 años.

¿Aún piensas que es tarde para ti? Nunca sabes cuándo ni dónde puede aparecer tu oportunidad. La novelista francesa George Sand decía: «Nunca es tarde para ser lo que podrías haber sido«.

Seguimos la semana que viene.

Esta entrada fue publicada en Cree-Crea_Radio y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.