Conectar los «puntos» o acontecimientos de tu vida

Ir a descargar

El otro día saqué de la biblioteca un libro de Paulo Coelho que aún no había leído: El peregrino de Compostela. En el prefacio, el autor cuenta sus recuerdos sobre cómo se sentía y los pensamientos que tenía mientras hacía el camino de Santiago allá por el año 1986. Entre lo que cuenta destaco la siguiente reflexión:

Todos son escogidos si en lugar de preguntarse “¿qué estoy haciendo aquí?” deciden hacer algo que despierte el entusiasmo de su corazón.

Creo que hay veces en la vida en las que perdemos la perspectiva. El camino que escogimos hace tiempo y que nos parecía la mejor opción posible, de pronto se convierte en una carga que nos cuesta llevar y nos preguntamos «¿qué diablos estoy haciendo aquí?». Cuando aparece esta pregunta es el momento de evaluar la situación y tomar las medidas que sean necesarias para salir del atolladero.

Esto no siempre es fácil. Cuando nos hemos acostumbrado a una vida con unas características determinadas y sentimos la necesidad de empezar una vida diferente, podemos sentirnos desorientados. A veces nos cuesta ver el nuevo camino que queremos tomar y esperamos que la vida nos lo ponga delante para ir hacia él. Hay mil puertas a las que podemos llamar y el no saber lo que hay detrás nos paraliza. Creo que en esos casos es el Ego el que toma el control y nos vuelve locos tratando de dominar la situación. En esos momentos, la voz de nuestro corazón se pierde entre el vocerío de nuestro asustado Ego. Sin embargo, está ahí, nuestro corazón nos habla en susurros, esperando a que le prestemos atención.

Steve Jobs en el discurso que dio en la Universidad de Standford hablaba de los acontecimientos de su vida que le llevaron a ser el primero en incluir diferentes tipografías en el ordenador. Jobs se salió del camino establecido siguiendo su propio instinto. Era imposible saber a dónde le llevarían sus pasos cuando decidió dejar sus estudios, pero diez años después, al mirar hacia atrás, el camino se veía claro.

Tratar de unir los puntos hacia el futuro es imposible. Puede que a nuestro Ego no le guste no saber a dónde nos llevarán las decisiones que tomamos en el presente, pero si escuchas a tu corazón, y esa decisión despierta su entusiasmo, irás por el buen camino.

Seguimos la semana que viene.

Esta entrada ha sido publicada en Cree-Crea_Radio y etiquetada como , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.